Alejandro Sánchez

Alejandro es un joven creador de 25 años con una breve pero intensa carrera en el mundo audiovisual. Se acerca a la ciudad con una mirada documentalista con la intención de generar un recuerdo de Sevilla, recoger sus matices y dejar constancia de sus cambios. Además de proyectos centrados en la gentrificación y turistificación agresiva de la capital, ha trabajado con artistas como Kiko Veneno o Bronquio

"El simple hecho de ver las cosas a través de un visor me fascina, es como ver el mundo de otra manera."

Eres de Jerez pero llevas viviendo en Sevilla varios años. A nivel cultural y artístico, ¿cómo ves la ciudad?

Pues es una idea que cambia dependiendo de cómo me encuentre emocionalmente. Es cierto que en Sevilla hay muchísimo potencial, tanto de gente ya consolidada como de jóvenes que se ve que tienen intenciones claras y con perspectiva de futuro.Si es verdad que parece que están todos los ingredientes para que Sevilla sea referente cultural pero nunca termina de pasar nada. No sé si es es por la falta de apoyo institucional o es que la comunicación entre los colectivos no es la. Otra de las cosas que veo constantemente es que la gente que se dedica de una forma u otra a la creación de cultura en la ciudad, tienen que estar haciendo encajes de bolillos para poder sobrevivir. Estas actividades no ofrecen un sustento económico suficiente que les permita dedicarse exclusivamente a ello. Hay veces que pierdo la esperanza y otras en las que sale algo nuevo, me emociona y vuelvo a creer que sí pueden pasar cosas increíbles. A fin de cuentas, siempre me quedo con la sensación de que se podría hacer algo más.

¿De dónde viene tu interés por el vídeo?

Siendo sincero, fue algo muy aleatorio. Antes hacía fotos pero solo como hobby, muy importante para mí y con en el que aspiraba a hacer cosas, pero que realmente nunca llegué a tomármelo en serio. Un día mi amigo Abel llevó una cámara VHS al local de ensayo que teníamos por entonces y fue realmente la primera vez que usé una cámara de vídeo como esa.

¿Qué encuentras en el VHS que no tenga el digital?

El simple hecho de ver las cosas a través de un visor me fascina, es como ver el mundo de otra manera. Mirar una pantalla es una sensación que se me queda corta y cuando trabajo con cámaras DSLR no puedo sumergirme del todo en lo que estoy haciendo. También me flipa la sensación que me puede crear un vídeo que formalmente es bastante diferente a lo que suelo ver en general, es como si partiese de un contexto totalmente distinto cuando veo ese vídeo grabado con la VHS. Gana por sí solo.

"Me obsesiona la capacidad que tienen los anuncios de publicidad para implantarte una idea en la cabeza con solo tres segundos de vídeo."

¿Cómo te ha influenciado la música?

A nivel de planteamiento, puedo decir que para mí el ritmo de los vídeos es algo fundamental. De hecho, es algo que considero que hago bastante bien. Cuando alguien me comenta algo sobre algún vídeo suele estar relacionado con eso, e incluso a veces, me sienta mal porque creo que también sé hacer otras cosas ya. Pero bueno, dejando a un lado el tema formal de cómo me ha afectado en los vídeos, a nivel de contexto, el hecho de pertenecer a una banda y haber hecho cosas sí ha condicionado lo que hago en vídeo. Casi todo suele estar relacionado con la música, ya sea en videoclips, en spots para fiestas o en trabajos más personales. La música, a fin de cuentas, ha sido la temática más importante de mis trabajos.

Acompañas a Bronquio como VJ. Cuéntanos un poco sobre tu método de trabajo en los shows en directo

El tema de las visuales las divido en dos partes. Por un lado, el momento en el que hay que configurar cómo va a ser el espectáculo, qué rollo le quiero dar y todo lo que técnicamente va a aparecer mientras el artista está sonando, y por otro lado, prepararme la actuación a nivel de hardware. Tengo una serie de aparatos para manejar en el propio directo, lo cual me resulta bastante divertido e intuitivo para mí, y es con lo que manejo las visuales. Yo venía de hacer música y en este caso utilizo los mismos aparatos MIDI. Lo que hago en el momento de la actuación va totalmente relacionado con el sentido del ritmo. Lo que sí es cierto es que el comienzo con el tema de las visuales ha sido muy brusco porque, como todo lo que he hecho en este ámbito, me han ido viniendo sin yo esperarlo.

El frenetismo y los planos de corta duración en tus piezas, ¿es algo que buscas o forma parte de ti?

Pues es una pregunta que me hago constantemente.Si lo comparamos con las primeras películas que se hicieron, se puede decir que mi estilo es bastante primitivo. Por otro lado, me obsesiona la capacidad que tienen los anuncios de publicidad para implantarte una idea en la cabeza con solo tres segundos de vídeo y, además, se te quedan en la cabeza durante mucho tiempo. Me interesa ese mundo, que considero bastante peligroso, pero que ha ejercido en mí una influencia bastante poderosa.

"De repente, me vi trabajando de recepcionista en pisos turísticos. Eso me generó bastante resentimiento hacia el turismo y el turista."

Tienes un proyecto llamado PPT. Háblanos un poco sobre él.

Es un proyecto que, de nuevo, comienzo de pura casualidad. Bueno, uno de mis primeros trabajos documentalistas fueron videos que grababa para self-meid. Son vídeos documentales centrados en la escena sevillana con la intención de captar lo que ocurre en la ciudad y generar un archivo del underground. Volviendo a ppt, se juntaron dos cosas. Quería hacer algo parecido a lo que hacía en self-meid, pero esta vez relacionado con la calle, con Sevilla en sí misma. En ese momento había empezado en un trabajo bastante chungo, prácticamente explotado y que me dejaba muy poco tiempo para poder hacer mis cosas. Necesitaba hacer algo que no fuera muy largo y que no me consumiera mucho tiempo y de ahí surgió la idea de hacer piezas cortas. Se juntaron las ganas de salir a hacer algo diferente y la necesidad de hacer cosas que no me exigieran tanto. Fue una época bastante jodida en la que no tenía tiempo para casi nada.

PPT son las siglas de palomas, personas y turistas. ¿Consideras que ridiculizas al turista?

Siendo sincero, sí. El motivo de esa comparación, entre muchas otras cosas, es que estaba trabajando en una empresa de pisos turísticos. Esto me generó bastante resentimiento hacia el turismo y creé este proyecto como una válvula de escape. Me pasaba todo el día en bicicleta viendo a muchísimos turistas y pensé que podría ser un buen tema con el que trabajar.

¿Qué planes de futuro tienes?

Ahora mismo uno de mis objetivos es trabajar mucho el tema documental. Me gustaría dar un paso adelante en todos los términos, tanto cuantitativo como cualitativo. También quiero seguir con ppt y otros proyectos que están fraguándose.

Instagram - @aljnscu
Vimeo - seiparticularewei
by Cutre Magazine